Inicio Jugadores de poker Los rookies que causarán sensación en estas WSOP®

Los rookies que causarán sensación en estas WSOP®

25

Las World Series of Poker 2014 ya han comenzado a rodar y son muchas las preguntas que todaví­a no tienen respuesta. ¿Quién ganará este o aquel evento? ¿Quién será el Player of the Year? ¿Qué paí­s dará un paso al frente para meter presión a la hegemoní­a de Estados Unidos?

Todos los años nos llevamos más de una sorpresa. En las WSOP® se alcanza la máxima gloria que se puede alcanzar en el mundo del poker. Las grandes leyendas del tapete agrandan todaví­a más su legado, los jugadores a los que todo el mundo daba por muertos resucitan y los debutantes tienen la ocasión de presentarse al mundo y salir por la puerta grande.

Este año hay un buen puñado de jugadores que se estrenan y de los que se esperan cosas importantes.


Schemion, el favorito en todas las quinielas

Ole Schemion

Tal y como lo fueron anteriormente las de Tom Dwan o Viktor Blom, la participación de Ole Schemion es probablemente la más esperada y la más comentada. A sus 21 años es ya uno de los jugadores más temidos en NLHE. Lleva ganados 5.235.351$ en torneos en vivo y no sólo acabó en lo más alto del Global Poker Index en 2013, sino que ganó también en Player of the Year de la recién terminada temporada del European Poker Tour.

Su mayor premio lo ganó en el Main Event del Partouche 2012, pero no es sólo un jugador de grandes pinchazos. Es muy regular y exceptuando el año de su debut todos los años ha ganado más de 1 millón de dólares. Sin ir más lejos, en 2014 lleva 1,4 millones de beneficio y parece muy improbable que esa cifra no crezca. Su estilo hiper-agresivo es impredecible y le resulta muy rentable tanto en las mesas fí­sicas como en los tapetes virtuales, donde juega como «wizowizo». Si no, mira esta mano:

Dominik Panka

El polaco irrumpió en la escena pokerí­stica al ganar el Main Event de la PCA de este año. Derrotó en el heads up nada más y nada menos que a Mike McDonald y se llevó un premio de 1,4 millones. Hubo quien pensó que habí­a sido un golpe de suerte, que Panka era flor de un dí­a, pero calló bocas al ganar unos dí­as después el High Roller del EPT de Deauville. Después se apuntó otras dos mesas finales en el High Roller del Eureka y en un paralelo del EPT de Viena.

Jordan Westmorland

Resulta sorprendente que nunca haya jugado las WSOP®. El caso es que Jordan se fue a vivir a Tailandia poco después del Black Friday para continuar su carrera online y no ha pisado suelo estadounidense muy a menudo. Eso cambiará este año. El 3.º puesto en el EPT se Sanremo le ha dado alas para intentar la machada en su tierra natal. Como jugador online, «JWPRODIGY» acumula más de 2 millones de dólares en torneos y su mayor premio fueron los 111.747$ que se llevó por su victoria en el Super Tuesday el pasado verano.

Lukas Berglund

No es un jugador demasiado conocido por el gran público, pero es un fuera de serie. Es la nueva sensación del poker online en Suecia y en los últimos años acumula unos beneficios en torneos online de 3,7 millones de dólares. Juega en PokerStars como «superkid-bam» y en Full Tilt como «lukethafluke». Este domingo ganó el Sunday Brawl y se apuntó su 6.º premio de más de 40.000$.

Destaca sobre todo online, pero en vivo no es cojo. A los 18 años se convirtió en el jugador más joven en ganar un tí­tulo del World Poker Tour al imponerse en el WPT Spanish Championship de Barcelona de 2011. í‰se fue el primer torneo que jugó en vivo, así­ que parece que los estrenos se le dan bien.


Berglund en el EPT de Barcelona

Christoph Vogelsang

Vogelsang es otro de los jugadores alemanes que está causando sensación y que cuenta con un gran curriculum online. Juega como «Tight-Man1» en Full Tilt y como «26071985» en PokerStars. Se pega a diario con los grandes tiburones de las high stakes. Su curva apenas presenta altibajos y desde el año pasado lleva ganado 2,1 millones de dólares. En vivo ha jugado poco, pero cuenta con un 3.º puesto en el Super High Roller del EPT de Londres (621.321$). Su gran objetivo es firmar una buena actuación en el Big One for One Drop, en el que ya ha confirmado su presencia.

Alen Bilic

Cuando Michael Friedrich «RichieRichZH» ganó 1,1 millones de dólares en uno de los mayores Sunday Million de la historia, Bilic estaba jugando un freeroll y despotricando contra Friedrich y tan ingente cantidad de dinero. Al dí­a siguiente, el bosnio realizó su primer ingreso en PokerStars y a partir de ahí­ todo fue prácticamente perfecto. Nunca ha necesitado volver a depositar y acumula 1,4 millones de dólares en torneos online jugando como «lilachaa». En su curriculum figuran el Sunday 500, el Big 162$ o un runner up en el Sunday Supersonic. Ahora tiene 25 años, pero nunca es tarde para jugar tus primeras WSOP®.

Mateusz Moolhuizen

Este joven holandés es una de las sensaciones en los MTT online. Jugando como «KeyserMM» en PokerStars, ha ganado el Sunday Million, el Sunday Warm Up, el 109$ Rebuy y pactó a falta de 5 jugadores en el WCOOP 1.050$, donde se llevó un premio de 212.149$. En torneos en vivo, su mayor premio se lo llevó en su torneo de debut. Ganó en Unibet Open Malta de 2011 y se llevó 163.075$

****** ****

El gallego también va a disputar sus primeras WSOP®. Hace poco nos tuvo a todos pendientes con la posibilidad de hacer algo grande en la Grand Final del EPT, pero finalmente cayó en 45.ª posición. Fue una pena, pero nada que no pudiese arreglarse con la victoria en el SCOOP 11-H, donde se llevó el ya clasico reloj y 153.385$. Fue el primer SuperNova Elite de PokerStars.es y no me extrañarí­a nada que nos diese una gran alegrí­a este verano.


Confiamos en ti, Naya

Menuda selección. Darí­an para una buena mesa final. El tiempo nos dirá ahora cuál de ellos tendrá una actuación más destacada. Los colores me tiran hacia ****** ****, el sentido común hacia Schemion, pero creo que será Jordan Westmorland el que consiga levantar el brazalete. ¿Túqué crees?

* En la primera versión de esta noticia incluimos también el nombre de Adrián Mateos pensando que el 1 de julio cumplirí­a 21 años y podrí­a acudir al Main Event, pero el muy crack tiene sólo 19, así­ que no va a llegar a tiempo por muchas ganas que tuviésemos todos. La ilusión me nubló el juicio. Una pena, pero no desesperemos que un año pasa muy rápido.

Artículo anteriorLluvia de dinero en el inicio de las WSOP®
Artículo siguienteMatt Matros habla, nosotros escuchamos