Inicio Actualidad de poker WSOP 2023 día 50: Adiós, Las Vegas, y gracias por todo

WSOP 2023 día 50: Adiós, Las Vegas, y gracias por todo

Un festival memorable o el inicio de un nuevo boom del póker. De cualquiera de las maneras, las WSOP 2023 quedarán para el recuerdo.

2120

La edición 2023 de las World Series of Poker marcará por siempre el estándar en este festival con 54 años de antigüedad.

Si las próximas ediciones consiguen superar sus asombrosos números, se la señalará como el punto de inflexión del segundo boom del póker, y si no es así, quedará para las próximas décadas como el momento más álgido de nuestro juego.

¿Récords? Todos

La organización pronto nos brindará un informe oficial exponiendo al detalle todas las marcas pisoteadas en esta edición. Un porcentaje absurdo de los eventos atrajeron más jugadores que en cualquier edición pasada, dejando pequeña la excepcional celebración del 50º Aniversario de las WSOP en 2019.

Habrá récord de recaudación, participación, bolsas y cualquier otra magnitud que se quiera medir en términos de festival, pero los más llamativos son los récords individuales de un evento en especial, el Main Event, desde hace una semana el mayor torneo de la historia en lo que a bolsa se refiere, por una absurda diferencia de más de 10M $. Recordemos alguna de las cifras que son nuevas plusmarcas en el evento.

  • Participantes: 10.043
  • Bolsa: 93.399.900 $
  • Premio para el campeón (Adam Weinman): 12.100.000 $
  • Españoles en premios: 26
  • Españoles en el Top 100: 5
  • Españoles en el Top 10 (José I. Aguilera y Juan Maceiras): 2

La Roja, de 10

Solo con las alegrías que dio el Main Event, con un sinfín de españoles a los que railear en premios, con Estelle Cohuet de Last Woman Standing, la burbuja de mesa final de Aguilera -que saldrá en segundo plano en las muchas veces que se repetirá de aquí en adelante ese triple all-in que catapultó a Adam Weinman a la final- y la extraordinaria historia de redención de Juan Maceiras, uno de los iconos del póker nacional a principios de la pasada década, por todo eso, ya valdría la pena el recuerdo de este festival.

Pero es que el Main Event, en perspectiva, no es ni de lejos la mejor actuación de los españoles en el festival.

El evento que ha hecho verdadera historia del póker español es el 25.000 $ PLO High Roller, con el inédito doblete de Ka Kwan Lau (1º. 2.294.756 $) y Sergio Martínez (1.418.000 $), que son a su vez los dos mejores premios de la edición por encima del de Juan Maceiras en el Main Event (8º, 1.150.000 $).

Todavía hubo un cuarto premio millonario, el de Adrián Mateos en el 100k $ High Roller en el que quedó tercero (1.142.147$).

Ya sin millones de por medio, hubo un segundo brazalete y una segunda mesa final doble que nos sacudió en pleno Main Event. Samuel Bernabéu apuntó su nombre en la lista de los 16 brazaletes obtenidos por los españoles en las WSOP en el Evento #79 2.500 $, con Ramón Fernández también presente (7º, 100.252 $).

La cuanta va por seis finalistas, y la podemos completar con otros tres:

  • Daniel Barriocanal, 2º en el Evento #15 (287.679 $)
  • Jorge Ufano, 4º en el Evento #13 (76.516 $)
  • Mario Navarro 5º en el Evento #Online 8 (73.735 $)
  • Mención especial a los cuartos de final de Roberto Pérez en el 25k $ HU (5º 74.648 $).

Para finalizar el resumen, hay que felicitar la perseverancia de nuestros máximos goleadores en el capítulo de ITMs. Lander Lijó tiró de los eventos online para alzarse con el triunfo en este apartado sobre el líder en vivo, Jorge Ufano.

  •  Lander Lijó – 10
  • Jorge Ufano – 9
  • Javier Zarco – 9
  • Mario Navarro – 7
  • René Lázaro – 7

El número total de cajas que la recopilación publicada en el blog de Winamax le asigna a la delegación española, y que yo ayudé a contabilizar, es de 217.

Otros campeones

Esta edición también estuvo muy agitada en el apartado de campeones ilustres.

Por ejemplo, Brian Rast decantó a su favor la votación para su inclusión en el Hall of Fame con la consecución de su tercer título en el Poker Players Championship 50k $.

Phil Hellmuth obtuvo su 17º título de las WSOP, después de prolongar hasta el amancer la mesa final del $10k Super Turbo Bounty, en la que también estaba Phil Ivey. A ver quién se atrevía a cerrarles el casino a estos dos.

Hubo cuatro campeones dobles, a cada cual más particular.

  1. Chad Eveslage tenía su doblete cerrado en los primeros 10 eventos del festival
  2. Chris Brewer pasó de ser uno de los mejores jugadores del mundo sin brazalete a tener dos
  3. Josh Arieh ganó su segundo doblete en las últimas tres ediciones.
  4. Ryan Miller ganó dos brazaletes en el último tercio de festival. Dos primeros de tres cajas.

Benny Glaser se aúpa a la primera plaza en solitario de la lista de ganadores europeos con cinco, rompiendo un empate a siete que se había venido formando durante una década y en el que figuraba Adrián Mateos. Shaun Deeb ganó su sexto brazalete en una década, y debe ser el jugador más temido de esta era en las WSOP.

No consiguió revalidar su título de Player of the Year debido a la estelar actuación de Ian Matakis y sus 22 cajas, aunque la polémica está abierta porque su único brazalete y tres de sus cinco mesas finales fueron en torneos online, mientras que los dos brazaletes, la mesa final en el Short Deck Championship y el deep run en el Main Event de Chris Brewer, por ejemplo, solo le dan para ser tercero a más de 1.000 puntos de distancia.

Otra gran estrella a la que le faltaba la pulsera en la vitrina es Isaac Haxton. Más debutantes dignos de mención fueron Leon Sturm, Julio Belluschio, Tom Marchese, Joe Serock, Pavel Plesuv, Marcin Horecki y Alex Kulev. 

Y así se pone fin a la edición más brillante y memorable de las World Series of Poker, tanto a nivel global como de la actuación española.  Un verano redondo, se mire por dónde se mire.