Inicio Articulos Resumen de mi Main Event

Resumen de mi Main Event

61

El primer aspecto que tiene el Main Event que destaca sobre cualquier otro evento es su inmejorable estructura, que me ha llevado a decidirme a jugar este evento en vez del EPT de Montecarlo que fue mi primera idea (sobre todo después de que éste empeorase la suya este año).

Básicamente en el dí­a 1 lo que no buscaba era problemas (salvo que encontrase una jugada con muchas probabilidades de ganar un bote grande o un rival muy débil). Iba a apoyarme en estas premisas:

-Más importante que nunca es la posición. Parece un tópico, pero en torneos más turbo no creo que sea tan importante como se dice. En este torneo en cambio iba a jugar muchas manos de cutoff o button y sólo premiums desde UTG foldeándolas al mí­nimo problema

-Cuando el torneo es deep lo que decide el movimiento de fichas son las manos postflop y no preflop como en un torneo habitual. No iba pues a complicarme la vida con un top pair o un overpair si no hay posibilidades reales de mejora

-Cuidado con las parejas pequeñas, en un torneo como un CEP un 44 puede ser un monstruo si liga su trucha, pero en un Main Event no es tan claro. Un 44 en un flop K-10-4 te hará ganar un bote pequeño a AK o AA pero te puede costar mucho contra 1010 o KK, además, después de leer un artí­culo de Raúl Mestre al respecto hacer call buscando el set no es tan rentable en sí­ mismo

-Un top pair se puede foldear rápido sino tiene opciones de mejora, sobre todo sino hay posición (algo que Hellmuth le he visto realizar a menudo)

Una vez en la mesa, puesto 9, pude analizar el resto de rivales. El nivel 1 tiene una duración de 2 horas (a un ritmo que calculé de 35 manos/hora, mucho más que en un casino español), el nivel 1 es de mera observación, incluso dando imagen de weak tight o de ciega fácil de robar puesto que no tiene apenas coste. Puedes jugar las manos en las que estés cómodo, sin forzar:

-El jugador 1 era de unos 25-30 años, Ballantine, Ballentine o algo así­, adoptó una estrategia similar a la mí­a, con unos primeros compases muy tight de tanteo y un juego tight agressive a medida que pasaba el dí­a. Rival duro

-EL jugador 2 era un alemán de 21-25 años, tí­pico online, muy agresivo y suelto en la mesa, sin miedo a caer pronto. Rival peligroso

-EL jugador 3 era de unos 23-26 años, de procedencia desconocida, era algo loose y algo más débil

-El jugador 4 era un chico de Texas, de unos 25 años, estaba visiblemente nervioso (incluso el croupier bromeó cogiendole una ficha y se puso rojo quedándose mudo) Juego tight agressive. Rival medio pero no implicarí­a parte de su stack sin motivo

-EL jugador 5, Jeff Wood, productor musical de Tennesse, muy suelto, muy débil preflop siendo un calling y muy suelto y agresivo postflop, pero con un juego más sólido. Deduzco que es un jugador de Mid o High Stakes de cash de forma recreativa, sin capacidad académica. No tendrí­a inconveniente en jugarse el torneo y 10.000$ es poco para él. Muy suelto, dicharachero, tranquilo. De unos 35 años de color. Su facilidad postflop se comió a los 2 jugadores online más acostumbrados al juego preflop y no tan deep

-EL jugador 6 era un inglés de 21-23 años, de aspecto nerd, muy agresivo y probablemente online. Aunque se le veí­a nervioso en un principio era muy racional y matemático en las decisiones y se le veí­a que con facilidad podrí­a llegar al final con manos decentes o si creí­a tener fold equity

-El jugador 7 era un ruso de unos 30-35 años, Yuri, amigo de Nikolay Losev, juego tight agressive

-EL jugador 8 era de Arizona, unos 30 años, muy tranquilo pero juego weak tight, quizá el más débil junto al 3 (el jugador 5 serí­a débil en fases de torneos menos deep debido a su mal juego preflop), de todas formas, sus fichas no serí­an peligrosas pero no engordarí­an el stack de nadie con facilidad

-Yo soy el jugador 9

El nivel 1 lo enfoqué de una forma muy tranquila, sin presión ninguna, y dediqué a hacer observaciones, jugué algunas manos desde el cutoff o el button, sin ninguna mano suficientemente buena para ese nivel de ciegas en otro lado. Los puestos 2 y 6 se dedicaron a robar y a coger stack debido a las continuaciones y 2nd barrels. Fue un nivel sin historia. Acabé con algo más de 29.000 puntos de los 30.000 iniciales.

El nivel 2 tuve diversas manos, como curiosidad decir que recibí­ AA, KK y QQ y tuve que foldear postflop las 3. En la mano de ases hago un raise desde mid y pagan 2 jugadores. El flop J-5-4 con 2 picas realizo la continuación y los 2 jugadores hacen call. El turn un 6 de picas, vuelvo a apostar, foldeando uno y raiseando el siguiente. O ha hecho slowplay en el flop con su set, o más factible, ha pagado buscando el color. Con ases no le gano a nada, y si el juego es deep, un top pair o un overpair no es nada más que un cazafaroles o un gana botes pequeños. Creo que fold claro en un torneo así­. (en un CEP otro gallo cantarí­a). Los KK fueron una mano similar y las QQ raisee, tuve 3 callers y salió un flop con K. Las damas podí­an ser o no la mejor mano pero no tienen opción a mejora

Una situación curiosa fue una mano entre los jugadores 5 y 8. En el river jugador 5 hace check, 8 betea, 5 mini raise y 8 call. 5 enseña su mano y 8 escalera máxima para nuts. El dealer le da el bote y se dispone a barajar, a lo cual tenemos él y yo este diálogo:

-Tení­a las nuts

-Sí­, por eso le otorgo el bote

-Pero ha hecho sólo call

-Allá él

-Pero eso merece una vuelta de penalización

A lo que el dealer se queda embobado y llama al supervisor de zona, Chad Ducharme (curioso apellido) que pide la tarjeta al 8 y le da una mano de penalización. Se va, se lleva la tarjeta y vuelve con otro superior y dice que la sanción es de una vuelta y que debe abandonar la mesa.

Ni que decir que cuando vaya a Arizona ya tengo un amigo…La verdad es que las WSOP son conscientes de la imagen tradicional del póker y tratan de limpiarla en cuanto pueden.

Al margen el balance es de unos 25000

El nivel 3 fue el menos malo del torneo, muchos 3-bets por mi parte (pero curiosamente escogiendo el cutoff o el button para rerobo más que la ciega por 2 motivos):

-Perder la ciega es un coste mí­nimo. En un torneo habitual la mejor posición para rerobo es la BB debido al coste que tiene perder ésta ante un fold y que apenas hay juego postflop

-Si la hago del cutoff o el button si el raiser original decide hacer call (mucho más factible aquí­ debido al juego deep, en un torneo normal ya debe el jugador decidir si comittearse o no) tendrí­a posición en la mano.

Así­, rerobé a los jugadores 2 y 6 diversas veces con cualquier suited conector o pareja. Sólo en una fui 4-beteado por el 6 que debí­ foldear mis 99. «Thank for your chips» me trato de tildar en un fold yo creo que claro.

Acabé el nivel con casi 30.000

El nivel 4 empezó la decadencia. Hubo una jugada curiosa, en una pelea de ciegas entre el 1 y yo decidí­ hacer raise con 42s a 775 (niveles 150-300 (25)), ese raise le harí­a foldear un gran rango de manos. Hace call

El flop es 9-7-2 todo diamantes, hago la continuación a 1100 y paga. En ese momento sólo puedo ir ganando a un proyecto de color con overcards. El turn es un 9 y hacemos los dos check. El river es un 8 que no es diamantes, paso y apuesta 2200

Aquí­ puede ser un robo o puedo estar batido. En un torneo menos deep es difí­cil que una buena mano haga slowplay con un flop tan peligroso (sea top pair, dobles o trucha), aunque en el main es factible para tener un fold fácil si sale el cuarto diamante y exprimir un bote pequeño y una value sino se completa, con lo cual veo esas posibilidades:

-Una mano con 8 ó 7 y over card seguramente de color era una posibilidad, aunque teniendo la imagen tight que yo tení­a y que al rival le veí­a buen jugador no tení­a sentido una value con lo que hubiese hecho chek

-Una mano con trucha, o dobles tendrí­a sentido por lo que he dicho antes, pero dudo que una vez hubiese hecho slowplay en el flop me dejase ver el river gratis. Poco probable aunque no imposible

-Una mano con 9 serí­a análogo a lo anterior, posible pero no factible del todo

-Una mano con diamante alto sin conseguir el color buscando robar el bote. Factible

Tengo que meter 2200 para 6175 que es casi 3 a 1. Aunque pueda estar batido y si pierdo de por mucho creo que el call es claro, debido a la gran probabilidad de esa última situación. Enseña Q9 de picas y muckeo. Al margen de esa mano diversas de robo, rerobo y flops malos para mí­ me bajan a 18.000 al fin de nivel.

EL nivel 5 tuvo la mano final para mí­, raise desde el button (jugador 7) a mi BB, tengo QQ y 45 ciegas. El rango suyo es extremadamente amplio. Hago reraise comitteándome y el hace all-in (su rango se queda a 1010+, AQ+ o incluso a JJ+, AK) pero mi call es más que obligatorio

Tiene KK, el flop no me ayuda, el turn no me ayuda, y tengo la esperanza en el river, una posibilidad entre 22, algo menos del 5% que podrí­a darme luz, esperanza, tranquilidad, ilusión y puntos…pero salió una J que colocó el último clavo en mi ataúd


Conclusiones:

-Torneo muy paralelo en su desarrollo al del año pasado. El año pasado me desgastó una escalera runner runner y un bote contra Jacobo Fernández que le salió un as salvador para caer al final del dí­a con AK contra 99 del rival

-El año pasado ligué sólo una trucha en un flop peligroso y multiway donde todos foldearon. Este año ningún flop me ha ayudado (ni una trucha, ni una doble pareja, ni un top pair, ni un mid pair, ni un proyecto). Es difí­cil vivir sólo de rerobos a jugadores hiperagresivos con 109s

-Curioso que como el año pasado llamé a un supervisor para una jugada polémica

-Caí­ al final del dí­a. Este año en el nivel 5 (que para que empezaron el dí­a 1a y 1b ese nivel pertenecí­a al dí­a 2) en una jugada obligada desde un punto de vista matemático aunque lógicamente muy peligrosa en ambos

Un abrazo para los que habeis llegado a premios, a Labandeira (jugador de variantes diversas del póker muy discreto en la prensa española pero con muchos resultados), a Mestre (quizá el más estudioso del póker español y aunque él no lo sepa, uno de los jugadores que más ha influido en mí­), a Rebenido (discretí­simo),a Armando (gran jugador que ha estado short casi todo el torneo), A Raúl Páez(por ser el segundo español en ganancias y por su segunda caja consecutiva) y muy especialmente a Leo apuntada a ultimí­sima hora al Main después de eliminaciones dolorosas en los otros eventos

Y un abrazo a Perico, porque ha caí­do en la burbuja (que es donde caen los buenos jugadores que arriesgan cuando los puntos son más fáciles de ganar), es muy dolorosa pero has hecho un grandí­simo torneo, no como yo que cuando tu caí­as yo ya ni me acordaba que habí­a jugado del tiempo que llevaba ya eliminado

UNA ENTRE 221(A): En un torneo de 400 jugadores de 550$ en la mesa final quedaban 4. Uno de ellos era el mí­tico Amarillo Slim, que ganó el Main Event en 1972. Los otros 3 se estaban literalmente descojonándose de él que jugaba como un calling. Hací­a call desde BB para check-fold en el flop. Los demás le hací­an burlas constantes y «le enseñaban a jugar». En un board 7-8-9-9-J el rival le hace bet, y Amarillo con el 10 y sin fold equity hace allin para call del rival con full, y le explicaban que ahí­ tení­a que haber hecho call

Me quedé con la duda de si se burlaban porque le conocí­an o no. Pero vaya, cuando próximamente salga la pelí­cula sobre él protagonizada por Nicholas Cage se les podrá silenciar las risas. Aunque no creo que esta escena que he explicado salga en la pelí­cula…


UNA ENTRE 221
(B): Phil Hellmuth es un jugador muy denostado por sus excentricidades y falta de humildad. No obstante, creo que tiene motivos para estarlo. En las WSOP tiene 11 brazaletes (más que nadie, y además todos de Hold´Em), 41 mesas finales (más que nadie) y 70 cajas (más que nadie). Liderando las 3 estadí­sticas principales, es realmente extraño que no sea unánime el hecho de que realmente es el mejor jugador del mundo, como él dice…

Artículo anteriorComienzan los satélites para la segunda etapa de la Liga de Verano del Kursaal
Artículo siguienteDurrrr el preferido para entrar en la Poker Hall of Fame