Inicio Actualidad de poker Jungleman entrevista a Adrián Mateos para su podcast: «Con escucharle un par...

Jungleman entrevista a Adrián Mateos para su podcast: «Con escucharle un par de minutos, ya sé cómo juega alguien»

Daniel Cates consiguió saciar su curiosidad sobre diversos aspectos de la carrera del madrileño, en especial su fácil adaptación al póker en vivo.

554

Daniel Cates ha tenido un invitado muy conocido por todos en la edición número 41 de su podcast «Winning the game of life».

El jugador que ha charlado con Jungleman ha sido Adrián Mateos, que ha charlado durante una hora con el pro estadounidense.

Ha sido un programa peculiar, tanto como su alma máter. Cates ha sentido curiosidad entre otras cosas, por cómo es el proceso de ligar en España o en qué tipo de fiesta se pagó adrián con su primer cobro importante en un torneo.

Sin embargo, Cates también ha sabido extraer información muy valiosa de Adrián. Se ha centrado especialmente en saber cómo logró Amadi triunfar tan joven y sin aparentes problemas en dos disciplinas tan distintas como el póker online y el póker en vivo y cuáles son las armas que contiene el arsenal del madrileño par mantener una regularidad que le mantiene en la élite desde hace una década.

Aquí tienes el vídeo íntegro, pero también hemos seleccionado unas pocas preguntas de entre las más interesantes de la charla para traducirlas, por si el inglés se le hace bola a alguien.

¿A qué se debió tu éxito a una edad tan temprana?¿Hacías algo que fuera muy distinto a lo que hacía el resto de jugadores?

Yo descubrí el póker a los 16 años. Me encantaba, pero no podía entrar en un casino, así que me dediqué a estudiar y a prepararme lo mejor posible para el momento en que pudiera jugar. Se podría decir que estaba incluso un poco obsesionado con el póker.

A día de hoy sigo haciendo básicamente las mismas cosas. Ver muchas mesas finales e intentar aprender de quién juega mejor que yo, aunque ahora he incorporado un poco el estudio con solvers.

Fijarse en la gente con los mejores resultados y hablar mucho de póker con gente de tu mismo nivel es la mejor manera que conozco de mejorar tu juego.

Suena cómo si enseguida te fuera bien jugando en vivo. La mayoría de la gente tiene problemas para afrontar el cambio ¿Cómo hiciste tú?

Mientras no podía ir al casino, estudié y jugué muchas modalidades: cash, sits… Pero enseguida me di cuenta de que prefería los torneos y también de que me gustaba mucho jugar en vivo. Desde el principio me resultó fácil encontrar lecturas contra mis rivales en vivo y gane dos grandes torneos en Madrid al principio de mi carrera.

Pero en el online también empecé con muy buen pie. Según me mudé a Londres, en mi primer SCOOP llegué a la mesa final del Main Event y gané un torneo. Saqué 300.000$ de beneficio de mi primer gran festival, así que en realidad tuve muchísima suerte al inicio de mi carrera, en el momento ideal.

Esas habilidades que me dices que tienes son muy raras de ver en jugadores jóvenes, especialmente si han empezado jugando online ¿Has hecho algo especial para desarrollarlas o es algo natural?

Empatizo mucho. Diría que es algo natural. Siempre me ha gustado escuchar a la gente, saber cómo se siente. Cuando se sientan a la mesa, hay personas extrovertidas, introvertidas… A mí siempre me ha gustado fijarme y clasificar a la gente.

Por eso prefiero jugar los eventos principales que los High Rollers, porque en los High Rollers siempre estoy jugando contra los mismos rivales y nos conocemos demasiado. En otros torneos puedo llegar a tener a seis o siete personas que no conozco a la mesa, y es como un reto mental para mí aprender qué saben sobre póker y cuál es su estilo de juego.

Inconscientemente, la gente dice mucho sobre sí mismo en cómo viste o cómo habla. Mi primer instinto suele ser muy acertado, y con dejar a alguien hablar un par de minutos yo diría que soy capaz de saber cómo juega; acierto en un 90% de ocasiones, si va a ser agresivo o tight, si ha estudiado sobre póker o no… Es algo natural en mí.

Al principio era así. Ahora que la gente me ve con el parche y siempre rodeado de cámaras, la cosa cambia un poco. La gente suele tener miedo de enfrentarse a mí, pero siempre hay alguno que busca enfrentarse en una batalla de egos, y darse cuenta rápido de quién es uno u otro es realmente importante cuando me enfrento a grandes fields.

¿O sea, que si ves a alguien con una chaqueta como la mía, ya sabes que van a farolear mucho?¿La gente que lleva muchas cadenas o muchas joyas, o personas muy musculadas, farolean más?

En realidad, lo que ocurre es que si una persona ha estudiado póker puede que entienda que tiene que salirse de su estrategia preferida en algunas situaciones, pero los jugadores recreacionales basan muchísimo más sus decisiones en su propia personalidad.

La gente que habla mucho, que busca llamar la atención, nunca juegan muy tight,. Es realmente raro. Y al revés, si son tímidos, pues no suelen farolear.

¿Has tenido alguna etapa clara de evolución en tu juego?

Durante nueve meses o un año, mientras estudiaba algunos conceptos de GTO, rebajé mucho mis tendencias agresivas y me volví más nit, pero terminé volviendo a un estilo más agresivo, que es con el que me formé y el que veo más efectivo. La gente comete más errores cuando se encuentra bajo presión y la forma que tengo de jugar hace que nadie se encuentre cómodo enfrentándose a mí.

El tema es que jugar realmente agresivo es una situación que tu mente no acepta de buen grado. La mayoría de la gente tiende a ser menos agresiva porque es más cómodo, no te obliga a poner el torneo en riesgo tan a menudo ni a farolear tanto. Se foldea de más en el river porque es más sencillo que pagar. Ser agresivo significa perder más botes, y eso se le hace difícil al cerebro humano.

Los errores más comunes que tienen los jugadores de póker es foldear de más y no farolear lo suficiente.

¿Buscas alguna vez satisfacer tu ego contra algún jugador de esos que viene a por ti?

Yo tengo mi ego, como todos los jugadores. Pienso que soy muy bueno, pero cuando me siento a la mesa intento dejar mi ego aparcado, porque satisfacer mi ego no me genera dinero, y yo cuando me siento a jugar es para ganar todo lo posible.

Si hay dos jugadores apostando e intentando ganar todas las manos, y simplemente cierro mis rangos y espero a que llegue mi oportunidad. Siempre intento jugar la estrategia más provechosa, y a veces consiste simplemente en esperar tus manos.