Inicio Actualidad de poker El espíritu de Doyle ayuda a Hellmuth a volver a derrotar a...

El espíritu de Doyle ayuda a Hellmuth a volver a derrotar a Negreanu

105

Nadie lo ha resumido mejor que Isaac Haxton en Twitter.

«No he visto ni un solo minuto de ninguna de las partidas. No tengo opinion alguna sobre el nivel relativo de habilidad de ninguno de los que juegan.

Simplemente, que Phil siga aplastando rivales es extremadamente divertido«.

Phil Hellmuth ha resultado vencedor del segundo asalto de High stakes Duel contra Daniel Negreanu, como sucedió la primera vez. Bueno, no exactamente como la primera vez, porque esta vez no tuvo que remontar una desventaja de 20 a 1.

En esta ocasión, la partida terminó en el primer all-in y call que se produjo en toda la noche. No fue producto de un setup temprano, ni nada parecido. Se jugaron cinco horas, solo que las estrategias de ambos jugadores fueron algo más conservadoras.

Se produjeron innumerables cambios de liderato, todos carentes de significado, pues ambos llegaron con el stack inicial de 100.000 puntos al nivel 1k/2k.

Los dos fueron rigurosos mantení­endose en su personaje actual. Daniel utilizaba cada mano para loar su enamoramiento con el GTO, aunque su juego no le hací­a demasiado honor a sus palabras, y Hellmuth mostraba todos sus conocidos tics en la mesa, protestando cada vez que perdí­a un bote o cualquier comunitaria favorecí­a a su rival.

La secuencia que le dio la partida a Hellmuth se inició en una mano digna del legado de Doyle Brunson. El padrino del poker es conocido por muchas cosas, pero sobre todo por su Power Poker, el estilo que recomendaba en su éxito de ventas Super System. También se le asocia a una mano concreta, T2, porque es la que llevaba en la mano final de sus dos triunfos consecutivos en el Main Event de las WSOP.

Hellmuth, con dtd2, siguió las enseñanazas de Doyle y subió a 14.000 puntos preflop. Luego ligó un proyecto de color en el flop que le animó a atacar el bote. Negreanu tení­a otro proyecto de color propio, d9d7 y no quiso rendir la mano. Con un turn neutro, Hellmuth se decidió: «Que le den, voy a por él», y volvió a farolear el turn, sin éxito. La última carta no completó el color, pero le dio una pareja a Daniel, que le hubiera valido para ganar el bote de 100k en el showdown.

Era bastante buen bluffcatcher, en una mesa 66K89, pero cuando Hellmuth declaró el all-in con su proyecto fallido, tal y cómo habí­a decidido en el turn, Negreanu no consiguió encontrar otra opción mejor que el fold.

Justo en la siguiente mano, con un stack efectivo de 49.000 puntos, Daniel abrió ochos y Hellmuth le puso all-in con A4o. El canadiense pagó y perdió por la coincidencia de cuatro corazones en el flop, que completaban color para Hellmuth.

Ahora se abre un mes de plazo para que Negreanu decida si quiere igualar la bolsa de hoy y obligar a Hellmuth a jugar doble o nada, algo que ya ha adelantado en redes sociales que va a hacer.

Hellmuth le espera, y conoce su papel en este drama.

«Nunca me consideran favorito para nada. Es algo que me alucina, nunca conseguiré obtener el respeto de la gente, pero es algo que ya he aceptado. Lo único que me importa es seguir ganando«.

Haxton, que no lo verá, estarí­a encantado si volviera a pasar.

Juego Responsable: Las pérdidas o ganancias de sesiones anteriores no deberí­an influir en tu presupuesto para juego.

Artículo anteriorfaroleitor gana el HighRoller del miércoles en Winamax
Artículo siguienteJuan Pardo gana el WSOPC HR Daily Heater 1.050$ y lidera una avalancha de FTs hispanas en GGPoker