Inicio Jugadores de poker Doug Polk analiza una mano que se podría dar en el torneo...

Doug Polk analiza una mano que se podría dar en el torneo del millón de libras

76

En anticipación al TRITON MILLION, Doug Polk analiza una mano jugada entre Rob Yong, dueño del Dusk Till Down e invitado a la parte del cuadro de los empresarios, y Andrew Robl, incorporación de última hora al grupo de los profesionales.

El escenario es Jeju, el destino turí­stico de Corea del Sur que han puesto de moda las Triton Series. La mano no forma parte de ningún torneo; la ha sacado de una de las partidas de cash que se organizaron en paralelo al festival.

Las aportaciones de Polk al análisis empiezan por el postflop.

Discute la apertura con A8, mano que se queda bastante corta respecto al rango recomendado. Robl opta por el 3bet con suited connectors, decisión que Polk opina que debe ser la principal si deseas jugar esa mano contra ese rival. El turno de Yong es más complicado, y ahí­, debido a que el stack efectivo es muy, muy deep, Polk aboga por la 4bet con todo el rango. Yong paga.

A Robl le cae el proyecto de color y a Yong una mesa muy poco peligrosa para sus dieces. Polk critica el tamaño de apuesta de Robl, que podrí­a haber sido menor o mayor, con beneficios para ambas lí­neas, pues una apuesta pequeña obliga al rival a definir su rango y permite apostar muchos otros tipos de manos, o por contra una mayor consigue muchos más folds y mejora las condiciones para farolear calles posteriores.

El turn no ayuda a nadie. A Yong le tiran otra overcard y a Robl se le esfuman parte de las odds de completar el color y hay muchas broadways que se lo bloquean que han ganado valor. Aquí­, tras el segundo check de Yong, a Polk le gusta volver a a apostar este tipo de proyectos de color porque bloquea algunas manos que pagarí­an dos veces con corazones y siempre puede completar en river y sacar valor como contraprestación por las veces que va crujido y se va a tener que tirar luego.

El river obliga a Robl a farolear o rendir la mano. Polk hace un repaso de los rangos que podrí­an apostar flop, chequear turn y betear de nuevo el river y no ve mucho más allá de proyectos que hayan ligado una J o una Q y que pueden buscar una value muy ajustada después de controlar el bote previamente.

Hay suficientes combos de ese estilo, y aunque la mano de Robl no bloquea casi nada, es tan mala que solo queda el farol. Esa es la opinión de Polk y del propio Robl, que apuesta. Yong se encuentra en el tí­pico problema que se produce por no definir el rango preflop con un 4bet.

Los dieces bloquean algunas de las broadways que podí­an apostar ese river por valor y están por encima de otras parejas tipo 99y 88 que podí­an estar rascando algo de otros setminings como 55 o 44 que podrí­an pensarse en pagar un farol. Así­ que bien pagado, y GG.

Artículo anteriorEl All-in Cashout de PS funciona en .net, pero en España necesitará permiso de la DGOJ
Artículo siguienteLa Twice gana el Main Event semanal de PartyPoker .fres