Inicio Jugadores de poker Dolph Norris, el jugador políticamente incorrecto

Dolph Norris, el jugador políticamente incorrecto

36

Si te digo que Dolph Norris «jedimaster82» es sueco, loose y agresivo, no creo que te sorprenda nada. En cambio, si te comento que Norris es un humanista del siglo XXI, igual ya te pica un poco más la curiosidad.

«jedimaster82» no es el tí­pico jugador que llegó al mundo del poker después de ver Rounders y que fue subiendo niveles progresivamente.

Norris ha conseguido alcanzar los high stakes, manteniendo una serie de aficiones poco comunes entre los jugadores de los niveles nosebleed.

«jedimaster82» no tiene apenas relación con otros jugadores profesionales fuera de las mesas. Más bien, suele buscar compañí­as relacionadas con sus otras pasiones, que son la filosofí­a y la polí­tica. «Pensar de forma crí­tica y poner en duda muchas cosas son mis pasatiempos favoritos. Creo que la obediencia es uno de los mayores problemas de la Humanidad», ha declarado recientemente.

Además, Norris es músico. De hecho, música y poker forman parte de su vida cotidiana, ya que en la misma habitación tiene su espacio habilitado para jugar al poker y un completo estudio de sonido en el que suele tocar instrumentos, cantar o grabar.

Norris es consciente que los beneficios del poker le han permitido vivir así­. No obstante, también tiene claro que en el futuro, cuando haya ganado «lo suficiente» se dedicará a otras cosas, como la polí­tica.

Su carrera pokerí­stica ha sido meteórica: «Entre 2007 y 2009 jugué PLO 1$/2$ y 2$/4$ en mesas de 6-Max o HU. Tení­a una win rate de 20bb/100h y pensaba que eso era normal. Entonces tení­a un enorme respeto por los profesionales de los niveles superiores. Pensaba que me podí­an destrozar si subí­a. No obstante, me di cuenta de ello no era correcto y empecé a jugar por arriba. Tendrí­a que haber toda antes la decisión».

Aun así­, su carrera no fue siempre un camino de rosas: «No siempre ha ido todo tan bien. Por ejemplo, fallé varias veces cuando intenté subir a PLO 200$/400$. Y en 2013, pese a ser Supernova Elite, tuve un downswing terrible. Runneé fatal; varios cientos de miles de dólares por debajo de la EV. Palmé 100 cajas 3 veces y más de 50 en otras 3 ocasiones jugando PLO».

Norris tiene también un lado irreverente y cachondete. El pasado mes de octubre publicó un ví­deo criticando el proceso de toma de decisiones de Ola Amundsgaard y hacia la mitad de la grabación metió una foto pseudoporno, sin venir a cuento, que puede herir la sensibilidad de cualquier espectador (os lo aseguro).

En 2014, Norris se marcó como objetivo centrarse en la calidad de su juego, más que en el volumen. Está aprovechando su capacidad crí­tica para evaluar su propio juego y corregir los errores.

Veremos qué hace en polí­tica, «cuando se canse de ganar dinero».

Artículo anteriorDeborah Santiago regresa con victoria
Artículo siguienteClase de análisis del Mini Gran Domingo de 888 y torneo de la Liga