Inicio Articulos Más sobre la crisis del WPT

Más sobre la crisis del WPT

20

Desde hace ya un tiempo venimos dando información sobre los difí­ciles momentos que vive la marca World Poker Tour. Después del descenso en picado de sus acciones en bolsa y del cierre de su sala de poker online con la que esperaba conquistar el mercado europeo, las malas notí­cias se trasladan a lo que hasta ahora era uno de los pocos aspectos que parecí­an seguros: la buena acogida de sus torneos.

Y es que esta semana se ha celebrado en la reserva india de Mashanthucket (Connecticut) uno de los torneos con más solera del calendario del World Poker Tour, el Foxwoods Poker Classic, que sirve para cerrar la temporada en lo que a torneos regulares se refiere, siendo el evento inmediatamente anterior al WPT World Championship a celebrarse del 18 al 25 de abril en el Bellagio. El problema de este Foxwoods Poker Classic no ha sido únicamente la bají­sima participación (259 jugadores) sino las duras palabras que han tenido varios jugadores como Will Failla, que han puesto el grito en el cielo por un conjunto de decisiones cuanto menos polémicas como la eliminación de tres niveles y demás cambios en la estructura del torneo. Las palabras de Failla se unen a la «rajada» que Daniel Negreanu dedicó en su blog el pasado año donde anunciaba que no volverí­a nunca más a este torneo por considerar que la organización habí­a sido pésima.

Parece pues que esa escasa participación de 259 jugadores, sin duda debida a múltiples factores, pudiera también tener algo que ver con las duras crí­ticas de Negreanu el pasado año. Así­ pues, los pronósticos más pesimistas han sido acertados y a no ser que en la Gran Final del Bellagio se produzca un giro radical, parece que la próxima temporada del WPT podrí­a traer algunos cambios importantes para intentar revertir la situación.

Entre esos cambios se encontrarí­a el nuevo intento por ampliar el ámbito geográfico del circuito y dar mucha más importancia a los torneos celebrados fuera del continente americano. El WPT de Marrackeh, el WPT de Venecia y el WPT de Barcelona parecen intentos de dar un nuevo impulso en los mercados emergentes, pero mucho nos tememos que simplemente esta clase de torneos lo único que van a provocar es la ruptura radical entre «una primera y una segunda división» en lo que a eventos WPT se refiere: dejando estos torneos europeos en un segundo plano como lo demuestran las fechas escogidad para el WPT de Barcelona (en plena celebración de las WSOP, coincidiendo con las fechas del Evento HORSE y pocos dí­as antes del inicio del Main Event).

Volviendo al WPT Foxwoods’ Poker Classic, decir que la victoria fue para un semidesconocido, Vadim Trincher que se llevaba 730.000$ de los poco más de 2,4 millones de dólares de prizepool recadudados en el evento, una cifra muy por debajo de lo que es habitual.

Artículo anteriorMás de 5 horas de juego acabaron con la victoria de ‘CPR72655332’
Artículo siguiente‘jedimindtrx’ gana un torneo de alta calidad