Inicio Actualidad de poker Brian Rast, Kathy Liebert y Josh Arieh suenan por primera vez para...

Brian Rast, Kathy Liebert y Josh Arieh suenan por primera vez para el Hall of Fame

La lista de nominados para el Hall of Fame en 2022 incluye al reciente Player of the Year de las WSOP, a la mejor jugadora de torneos de la era dorada del póker en TV y a un tiburón que cumple los 40 años que marcan las normas, Brian Rast (en la foto).

94

Las World Series of Poker, que gestionan el Poker Hall of Fame desde hace unos años, han publicado los resultados de la encuesta pública para elegir a los diez candidatos para entrar en este selecto club en 2022.

La lista definitiva, de la que saldrá un nuevo miembro del Hall of Fame votado por sus pares, queda así.

  • Josh Arieh
  • Layne Flack
  • Bertrand “ElkY” Grospellier
  • Kathy Liebert
  • Mike Matusow
  • Lon McEachern & Norman Chad
  • Michael Mizrachi
  • Brian Rast
  • Matt Savage
  • Isai Scheinberg

Hay tres nombres que aparecen por primera vez en la lista. Normalmente, la primera inclusión de un jugador se debe a la norma que reza que nadie menor de 40 años puede ser candidato al Hall of Fame.

Es el caso de Brian Rast, que los cumplió en noviembre. Uno de los primeros en dominar el arte de los High Rollers, el mejor triunfo de Rast sigue siendo el de la Super High Roller Bowl de 2015, con un premio de 7.525.000$, que equivale a un tercio de todos los numerosos premios acumulados durante su carrera. Por si no le tenían presente como «first ballot«, se preocupó de ganar su quinto brazalete de las WSOP en la edición de 2021.

Un caso bastante más claro aún de prevalencia de la memoria reciente es la aparición de Josh Arieh en la lista. El ex-abogado llevaba 15 años sin ganar un torneo y cerca de una década sin aparecer en televisión hasta que le arrebató de las manos a Phil Hellmuth el Player of the Year de las WSOP 2021.

Kathy Liebert sí que parece un nombre que pudiera pertenecer al Hall of Fame, pues no en vano fue considerada la mejor jugadora del mundo durante los años del boom del póker. Su elección sería un reconocimiento a su legado y un refuerzo para el papel de la mujer en la historia de nuestro juego, pues sería únicamente la cuarta integrante femenina del Hall of Fame, junto a Jennifer Harman, Barbara Enright y Linda Johnson.

Son reemplazos que parecen menos atractivos que los nombres que se han quedado fuera tras su inclusión, los de Antonio Esfandiari, Ted Forrest y Chris Ferguson, o incluso que el de Patrik Antonius, ausente de la lista desde hace dos años.

El resto ya ha aparecido otras veces entre los nominados, y eran candidatos el año pasado. Lon McEachern y Norman Chad, comentaristas de las WSOP, ya fueron una elección controvertida el año pasado, y nunca fueron favoritos.

Ya que Mizrachi y ElkY no fueron elegidos al cumplir los 40 y ya se ha cumplido un año del fallecimiento Layne Flack, parece que sus candidaturas se han enfriado un poco.

Mike Matusow tiene en contra su peculiar personalidad, cuyos extremos se han exacerbado en los últimos años, y a favor la cantidad de respaldos que podría enocntrar en la votación entre los miembros vivos del Hall of Fame, la mayoría de ellos vecinos, si no directamente amigos.

Por tanto, vuelve a plantearse lo que parece un duelo entre Matt Savage, legendario director de torneos, e Isai Scheinberg, fundador de Pokerstars, que para muchos debería haber sido el ganador de 2020 en su primera nominación después de arreglar sus cuitas con la justicia estadounidense.

El problema es que ya van dos años seguidos en que ambos miembros de la industria son dejados a un lado por los miembros del Hall of Fame para elegir a jugadores como Huck Seed (2020) y Eli Elezra (2021), elecciones que parecen encajar más en un patrón de votación por afinidad personal. Atendiendo a esta tendencia, Matusow, Liebert o Flack pueden ser los tapados de este año.

El anuncio del ganador tendrá lugar por primera vez durante el torneo especial que las WSOP dedican al Hall of Fame a partir de esta edición. En un torneo abierto con un precio de 1.979$, en homenaje al año de fundación del club, y en el que están invitados a tomar parte todos los miembros, que llevan un bounty sobre sus cabezas equivalente al año en que fueron elegidos para formar parte de la familia del Hall of Fame.

Artículo anterior22 victorias y 9 dobletes para la Roja en la jornada del miércoles de PokerStars
Artículo siguienteWSOP 2022 día 23: Un conflicto fronterizo nos descuadra el 5k$ 6Max