Inicio Jugadores de poker El apellido Moneymaker, una grandiosa coincidencia

El apellido Moneymaker, una grandiosa coincidencia

47

Hace ya más de una década del triunfo de Chris Moneymaker en el Main Event de las WSOP 2003.

Es un episodio de vital importancia en la historia del poker tal y como lo conocemos. Estableció el dominio de PokerStars en el mercado del poker online, aupó al Main Event de las World Series of Poker a un estatus de visita obligada, como un destino de las grandes peregrinaciones de las religiones mayoritarias, y dotó al poker de esa caracterí­stica especial de universo en que se cuede cumplir cualquier sueño que arrastró a millones de personas a intentar replicar la hazaña de Moneymaker.

Es tan, tan perfecto, que aún existen teorí­as conspiranoicas que piensan que fue una brillante maniobra de marketing en la que estaba todo tan medido que el apellido del ganador, «el creador de dinero», fue el toque maestro de algún asesor especialmente inspirado.

El pasado mayo publicamos una pequeña historia sobre todo lo que pudo haber hecho cambiar la historia e impedir que el boom del poker llegara a ser una realidad. En las fuentes consultadas para escribir aquel texto, las referencias a la afortunada casualidad que suponí­a el nombre del campeón. Las dudas sobre su legitimidad surgieron desde el primer momento.

En el libro de Eric Raskin, «el efecto Moneymaker», Nolan Dalla reconoce que no se creyó que Moneymaker se llamara en realidad así­. Después de 14 horas de trabajo, incluso le pareció una broma de mal gusto.

«Tení­amos poco personal. Después de 14 horas de trabajo me tocó también hacer el chipcount. Todo el mundo estaba esperando la información y tení­a que teclear en el ordenador una lí­nea del estilo ‘Doyle Brunson, 23000, Nevada, Las Vegas’ para cada jugador. De repente me encuentro con la hoja de un tal Chris Moneymaker. Pensé que era un apodo, como Chris ‘Moneymaker’ Smith. Me pregunté, ¿qué clase de gracioso se cree este? y no usé la palabra gracioso precisamente.

No le iba a dar el gusto de escribir eso a semejante tipo, así­ que puse Chris Desconocido o algo así­.

Al dí­a siguiente me lo encontré y le pregunté. – ¿Eres Chris? -Sí­. -¿Y cómo te llamas de verdad?. Es una pregunta que le debí­an haber hecho miles de veces en su vida, porque lo que hizo fue sacar su carnet de conducir y dármelo para que lo comprobara.»

Dalla tení­a razón. Chris pasaba por ese tipo de situación a diario.

«Entre la gente de las WSOP y la de la ESPN me pidieron unas cinco o seis veces que probara que mi nombre era de verdad. Cada vez que me tocaba ir a una mesa tení­a que hacerlo y llegó un momento en que simplemente le enseñaba el carnet a cualquiera que empezara a hacer un comentario sobre mi apellido».

La idea de utilizar Moneymaker como apellido no fue de Chris. Es un apellido familiar. En 2007, en una televisión alemana, Chris explicó que sus ancestros eran alemanes y que su apellido era Nurmacher o algún tipo de variación -no hemos logrado encontrar referencias a este patroní­mico alemán, pero sí­ de algunos similares, más complicados-. Algún antepasado emigrado a Estados Unidos encontró ciertos problemas a la hora de utilizar su apellido en sus relaciones comerciales y decidieron cambiarlo.

Los antepasados de Chris se dedicaban a la acuñación de monedas, a fabricar piezas de oro y plata, así­ que usar Moneymaker les pareció perfecto. Y perfecto fue, al menos para PokerStars y su maquinaria publicitaria.

Esa es la explicación del origen del apellido Moneymaker y de la historia del nombre perfecto para hacer despegar el poker online hacia sus cotas máximas. Bastante más prosaica que la idea de una chispa de genialidad que deberí­a figurar en los anales del márketing. Aunque la duda seguirá surgiendo aquí­ y allá, porque se seguirá hablando de aquel Main Event mientras haya un circuito de poker que recorra el mundo o una sala online abierta a clientes de los cinco continentes.

Artículo anteriorLa última esperanza de Stu Ungar salió mal, un minidocumental
Artículo siguienteOtB_RedBaron, el mejor jugador del mundo de NLHE Cash